Sabemos que has batallado mucho con esos kilos de más que no te dejan dormir, porque ya no te queda la ropa, ya no puedes ser tan dinámico como antes, e incluso ha intentado ir al gimnasio, pero a última hora prefieres quedarte en casa. Para empezar, te recomendamos que te relajes y pongas más ...